Columna Competitividad Empresarial – 2016-10-12

HORIZONTE PROFUNDO: COMPORTAMIENTOS 

Por: Lic. Carlos Romano Flores Molina – Director Ejecutivo CAMBIO CULTURAL, S.A. 

La película que se exhibe localmente sobre la tragedia acontecida en 2010 en el pozo Macondo, del cual esa plataforma extraía crudo cerca de la costa de Luisiana, contiene lecciones prácticas que no deben despreciarse, sobre todo para aquellas personas a cargo de operaciones de alto riesgo, en donde una falla operacional puede tener consecuencias desastrosas.

La crítica de cine del país —si es que hay alguna que no sea autoproclamada— la ha calificado como un verdadero bodrio, es decir, una cinta despreciable en donde supuestamente la liturgia de liviandad y espectáculo hollywoodense, la ha reducido a un vulgar thriller con un malicioso ocultamiento de las responsabilidades de las corporaciones.

2016-10-05-flyer

A mi juicio sí contiene lecciones muy aprovechables para aquellos que no trabajan cómodamente escribiendo sobre un cómodo escritorio, sino que lidian con esa dicotomía permanente de seguridad versus costos operacionales, y aunque moralmente estimo que no debería haber discusión, lo cierto es que dicha problemática se exhibe en toda su complejidad cuando los que toman decisiones les toca efectuar un detallado balance de factores.

El punto medular de ese megadesastre ocurrido es, por sí mismo, su monstruosa escala.

Para quienes vieron la película, la personificación de las conductas del llamémosle “villano corporativo” de Donald Vidrine —quien superponía los sacrosantos intereses económicos y la reducción de gastos por encima de los requerimientos y las pruebas de sellado que tenían que establecerse por regulaciones estatales— son ciertamente típicas de un ejército de ejecutivos a nivel mundial, pero también principalmente de algunos aquí, en este país de maravillas.

Este enfoque de invertir ni lo mínimo en medidas de seguridad es declaradamente una naturaleza de actuación de algunas empresas nacionales y extranjeras, cuya infravaloración del ser humano y el desprecio de las regulaciones establecidas tiene niveles sorprendentes, por la “normalización” de estas prácticas, las cuales provocan desastres, aunque en menor escala.

La película hace un merecido homenaje a las 11 personas que murieron durante el incendio de la plataforma, puesto que su deceso quedó opacado por el subsiguiente desastre ambiental, en donde se derramaron 20 millones de galones de crudo, posicionándose como el peor incidente ambiental causado por el ser humano en Estados Unidos, relegando la referencia del “Exxon Valdez”, por su volumen relativo, a una mísera micción de gato, el cual ni siquiera está dentro de la lista de los 10 peores derrames a nivel mundial, pero sí en su deplorable manejo mediático.

El peor derrame de crudo en mar ha sido el del pozo “Ixtoc 1”, en la bahía de Campeche, en México, con 140 millones de galones, pero ¿a quién le importó en el mismo México?

Otras conductas ejecutivas personificadas que se exhiben en el filme son las siguientes:

• Ya se hizo la reevaluación de riesgos, así que le reclasificamos el nivel, por tanto, ahora la operación es segura.

• Debe haber algún factor complejo para que entendamos completamente qué es lo que está fallando, pero lo investigaremos después.

• La realidad es que esos equipos nunca han dado una falla crítica, la prueba es que aquí estamos sentados cómodamente.

• Esos equipos presentan fallas precisamente con esas características, pero uno tiene que acostumbrarse a vivir con ellas.

• Ese contratista es muy caro, conozco a alguien que puede hacernos el trabajo más barato…

• Primero produzcamos, que eso es lo que nos da de comer.

• Vamos a incluir ese mantenimiento en el presupuesto para el próximo año.

• Aquí todo trámite de fondos tiene que hacerse siguiendo su proceso correspondiente.

• Tenemos la mayor experiencia.

• No hay que criticarnos, aquí todos somos “bróderes”.

• No estamos obligados ni a explicar ni a rendir cuentas a nadie.

direccion@cambiocultural.net

Libro seguridad operacional-01.jpg

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s